Skip to content Skip to sidebar Skip to footer

Cuando vi a Sitara por primera vez sentí una linda conexión y vi en ella mucha luz por lo que le pedí que vinieran a nuestro hogar para hacer una meditación en familia. Fue un momento maravilló en el que toda mi familia incluyendo mi hijo de 4 años disfrutamos del sound healing y de la meditación. Fue majico y pudimos conectar con la luz divina.